الـعـربية Español Français English Deutsch Русский Português Italiano
domingo, 16 de junio de 2024
Las Sesiones

El consejo Real Consultivo para los Asuntos del Sahara celebro una  sesion extraoedinaria en Rabat ,consagrada a un punto singular puntual relativo a la iniciativa de negociación del proyecto de autonomía en el Sahara, presentado por el Reino de Marruecos,  el 11 del corriente mes ante el Secretario General de las Naciones Unidas para someterlo al Consejo de Seguridad


Declaración del Sr. Presidente:
Los hijos de la zona, estén donde estén, en la región o en los campamentos o en el seno del Frente Polisario, saben perfectamente y cualquiera que fuese el bando al que pertenecen, incluido el Mando del Polisario, que la única  solución factible para el conflicto del Sahara radica en esta iniciativa consistente en la autonomía y que, a largo o a corto plazo,  no hay ninguna alternativa o solución que pueda satisfacer a todas las partes, fuera de esta solución.
Se trata de una profunda y total convicción que tiene todo saharaui, independientemente de los dictámenes de las NN.UU., y de las peripecias que ha sufrido este conflicto. Tras 32 años de lucha, los saharauis creen en la actualidad que no hay otra solución que garantice los derechos de todas las partes fuera de una autonomía, bajo la soberanía marroquí.

Declaración del Sr. Presidente tras esta Sesión extraordinaria del Consejo Real Consultivo para los Asuntos Saharauis:
Hemos tenido esta sesión extraordinaria para abordar este tema,  a sabiendas de que todos los miembros están movilizados, al igual que el resto del pueblo marroquí, para defender la unidad nacional y la integridad territorial y, evidentemente, para apoyar la iniciativa presentada por Marruecos ante las Naciones Unidas para que se erija en la solución más óptima, definitiva, justa y equitativa al conflicto del Sahara, que ya perdura desde hace más de treinta años. Todos los miembros están plenamente convencidos de que no hay otra salida fuera de esta iniciativa, precisamente porque sienta las bases para una solución definitiva a este estéril conflicto.
P/ Sr. Presidente: Sin lugar a dudas habrá sabido que el Frente Polisario propuso a su vez una iniciativa destinada a cortar el camino a la iniciativa marroquí.
R/ Esta iniciativa interviene sólo para obstruir  e interceptar y no puede considerarse como una iniciativa en el verdadero sentido de la palabra porque no aporta nada nuevo, más bien reitera cuestiones obsoletas. Su objetivo es obstruir la iniciativa marroquí, pero, Dios mediante,  no podrá conseguir nada.
P/ ¿Entonces qué esperan ustedes del Consejo de Seguridad?
R/ Nosotros, en primer lugar, nos encomendamos a Dios y contamos con nuestro derecho y nuestra legitimidad. Haremos todo cuanto esté en nuestro poder para que todos los países  entiendan,  tal y como nos entendieron en las misiones enviadas por Su Majestad el Rey a más de treinta países, que Marruecos tiene derecho sobre el Sahara y que tal derecho queda plasmado a través de la gran mayoría de los habitantes que apoyan la unidad con Marruecos, la mayoría de los ciudadanos  que respaldan esta solución por ser la más óptima y  justa.
Lo importante es que los hijos del Sahara, estén donde estén, en la zona o en los campamentos o dentro del FP son ciudadanos que saben, incluido el mando del propio Polisario, que la única solución factible al conflicto del Sahara radica en esta iniciativa plasmada en la autonomía y que, a largo o  corto plazo,  no hay ninguna alternativa o solución que pueda satisfacer a todas las partes, fuera de esta solución.
Se trata de una profunda y absoluta convicción que tiene todo saharaui, independientemente de los dictámenes la NN.UU., y de las peripecias que ha sufrido este conflicto. Tras 32 años de lucha, los saharauis creen que no hay otra solución que garantice los derechos de todas las partes fuera de la autonomía, en el marco y bajo la soberanía marroquí, y de modo pacífico y justo.
 

Declaración de la Sesión Extraordinaria del Consejo Real Consultivo para los Asuntos Saharauis,  tenida el lunes 16 de abril de 2007
En el marco de las misiones encomendadas al CORCAS, tendentes a la defensa del territorio y de la unidad nacional del Reino, y en virtud de las disposiciones del honorable Dahir, que instituye la creación del Consejo, número 10. 681, promulgado el 24 de safar de 1427, correspondiente al 25 de marzo de 2006, el CORCAS celebró el lunes 16 de abril 2007, en la ciudad de Rabat, una reunión extraordinaria cuyo orden del día se consagró al estudio de un punto singular puntual relativo a la iniciativa de negociación del proyecto de autonomía en el Sahara, presentado por el Reino de Marruecos,  el 11 del corriente mes ante el Secretario General de las Naciones Unidas para someterlo al Consejo de Seguridad.
Al inicio de dicha reunión, el Consejo manifestó con sumo orgullo y honor su total estima a la decisión de Su Majestad el Rey Muhammad VI, Dios le dé triunfo y respaldo, de hacer partícipes a todos sus ciudadanos de la zona en las discusiones destinadas a sentar las bases para cristalizar una iniciativa consistente en conceder a la región del Sahara una autonomía,  en cuyo marco los hijos de esta zona gestionarán por sí mismos sus propios asuntos políticos, económicos, sociales y culturales, a través de instituciones electas avaladas por la Constitución.
A raíz de los ecos positivos y de la favorable acogida dispensada a esta histórica, seria y valiente  iniciativa, a escala internacional, nacional y local, por erigirse en el medio más óptimo para resolver ese conflicto, que se está demorando más de la cuenta;
Y dado que esta iniciativa constituye la única alternativa que se pueda aplicar en el marco de la legalidad internacional como solución política para poner fin de manera definitiva a este problema;
Y como quiera que el Consejo está convencido de que la no aplicación de esta opción es un pretexto y una manera de rehuir negativamente la responsabilidad y, por ende, de  consagrar la situación inhumana en que viven las personas privadas de volver a la madre patria, encerradas en los campamentos de Tinduf;
Y dado que esta  iniciativa constituye una buena y favorable oportunidad brindada ante las NN.UU. para resolver esta cuestión de modo satisfactorio para todos, sin que haya ni vencedores ni vencidos, precisamente por tratarse de una solución política consensuada y definitiva, susceptible de garantizar la seguridad y la paz a nivel de toda la región, y consecuentemente, de contribuir a la construcción de la Unión del Magreb Árabe, sobre bases correctas y sólidas,  conforme a las aspiraciones de los pueblos de la  zona y así, evitarles las calamidades de la balcanización y de la inestabilidad a nivel árabe y africano;
Y puesto que el Consejo, firmemente convencido y movido por un sincero espíritu nacionalista, recalca que esta iniciativa consagra los lazos históricos que siempre han unido a las tribus del Sáhara con los Reyes del Estado marroquí, y con el glorioso trono alauí; 
Y,  en reanudación de los consolidados e irrompibles vínculos de pleitesía, y una vez que el Consejo haya manifestado su apego al carácter sagrado de los fundamentos en que reposa la Ummah (Comunidad), cifradas en la unidad nacional, en la integridad territorial, y en el respeto absoluto a la innegociable soberanía del Reino de Marruecos sobre todo su territorio, desde Tánger hasta El khouira,
El Consejo afirma, de modo inequívoco, su total e incondicional adhesión a la iniciativa de negociación sobre el proyecto de gobierno autónomo en el Sahara, precisamente  por ser una solución justa, ecuánime y satisfactoria para todas las partes, ya que atiende a las especificidades de la zona saharaui y a las exigencias de sus habitantes y,  concuerda con las diligencias de las NN.UU y con los criterios y  especificaciones internacionales, para las distintas formas de gobierno autónomo, por ser la formula más avanzada para la autodeterminación de los pueblos del mundo, y al mismo tiempo para el respeto del principio de soberanía y de integridad territorial del Estado, tal y como lo dispone la Carta de la NN.UU, y expresa su permanente movilización detrás de Su Majestad el Rey Muhammad VI,  que Dios le ayude y le dé triunfo, para defender la unidad y soberanía de Marruecos, y manifiesta su consagrada adhesión al glorioso trono alauí

Dado en Rabat, el lunes 16 de abril de 2007

 

 Fuente :MAP
- Noticia relativa a la cuestión del Sahara occidental/Corcas-

 

 

 El Sitio no es responsable del funcionamiento y del contenido de los enlaces electrónicos externos !
  Copyright © CORCAS 2024