الـعـربية Español Français English Deutsch Русский Português Italiano
lunes, 20 de mayo de 2024
Actividades Nacionales

RABAT. Uld Errachid es un viejo conocido de la política tardo-franquista en el Sahara Occidental. Fue líder del Partido de Unión Nacional Saharaui (PUNS) hasta que cambió de bando y juró fidelidad a Hasán II, poco antes de la Marcha Verde con la que el Monarca ordenó ocupar la ex colonia. Ahora es alcalde de El Aaiún y acaba de ser elegido por Mohamed VI como presidente del Consejo Real Consultivo para los Asuntos del Sahara (Corcas). Es, en definitiva, el ariete marroquí para intentar hacer valer el plan de autonomía con el que Rabat pretende que el Sahara Occidental caiga de su lado.

-¿Qué cambió hace tres décadas para que usted pasara de liderar el PUNS instaurado por el franquismo a jurar fidelidad al Rey de Marruecos?

-Vi que era imposible crear un minúsculo Estado basado en el tribalismo, y pensaba que los vínculos históricos con el Reino de Marruecos eran suficientemente fuertes para poder tener las mismas posibilidades que si hubiéramos sido independientes. Al optar por la unidad con Marruecos hemos servido esencialmente a la concordia histórica entre España y Marruecos. Por eso, contrariamente a lo que pretenden algunos, España no nos ha abandonado y no tiene ninguna deuda con los saharauis. Hemos optado por la unidad y España ha hecho lo que históricamente tenía que hacer, que es un acuerdo con Marruecos.

-¿Cuál es su labor ahora al frente del Corcas?

-Esencialmente aplicar la decisión de Mohamed VI de terminar el conflicto saharaui rápidamente y preparar las condiciones psicológicas, económicas, sociales, políticas y diplomáticas para la autonomía.

-El secretario general de la ONU, Kofi Annan, insiste en que aunque el Plan Baker no pueda llevarse a cabo el plan de autonomía no es válido como solución y que, en todo caso, hay que respetar la libre determinación de los saharauis. ¿Cómo ve esto el Corcas?

-El informe de Annan dice que el Plan Baker no es aplicable porque no tiene en cuenta la cuestión central de que Marruecos no puede aceptar que una de las opciones sea la independencia. La única vía es la autonomía porque no deja vencedores ni vencidos. Marruecos obtiene su soberanía y los saharauis obtienen sus derechos.

-Usted ha enviado a los saharauis y asociaciones españolas simpatizantes cartas en las que sorprende ver que no llama a los refugiados «secuestrados», como se hace habitualmente, pero en las que no nombra al Frente Polisario, una de las dos partes en conflicto.

-Yo he calificado al Polisario como hermanos. Los saharauis están muy divididos, no están todos con ellos y no son todos separatistas. Es el tercio de la población que está en los campos de Tinduf, a través del Polisario, el que pretende ser separatista. Yo no digo independentista, diría separatista porque esencialmente los dirigentes del Polisario son marroquíes.

-Annan ha animado a las partes a negociar de manera directa. ¿Cree posible en un futuro próximo ver en torno a una misma mesa a miembros del Gobierno de Marruecos con miembros del Polisario?

-No hay ninguna otra opción para resolver el problema del Sahara. La opción del referéndum, basada en la identificación, jamás se ha llevado a cabo por la ONU en ninguna parte del mundo. Sabemos quiénes son las tribus saharauis, pero viven en el Sahara, en Argelia, en Mauritania y en Mali. Para hacer un verdadero referéndum basado sobre la autodeterminación hay que cambiar el espacio para que comprenda esos territorios. Como esa opción no existe, el Polisario tiene una ocasión histórica para poner fin al conflicto. Porque este conflicto es entre saharauis, no entre Marruecos y el Polisario.

-¿Mantiene usted contacto directo con el Polisario? ¿Quiénes son sus interlocutores?

-Con todos excepto con Mohamed Abdelaziz (líder del Polisario), que no tengo su teléfono. Si ABC puede ayudarme a localizarlo hablaré con él lo más rápido posible.

-El Polisario y algunas asociaciones, incluso marroquíes, han denunciado que aún quedan 13 presos políticos saharauis en El Aaiún y en varias cárceles de Marruecos...

-Tal vez (en el indulto del 22 de abril) ha habido un olvido. Saldrán. No habrá nadie más en la cárcel por sus actividades políticas, y en el futuro tampoco.

-¿Se han cometido excesos en los últimos meses?

-En todas partes ha habido excesos de violencia, no sólo por las Fuerzas de Seguridad. Cualquier persona tiene derecho a hablar pero no a usar piedras o violencia. En Marruecos está prohibida la apología del separatismo, al igual que en España la apología del terrorismo. Si no comprendemos eso no podemos comprender por qué han actuado las Fuerzas de Seguridad.

-Se va a cumplir un año de la denominada «intifada saharaui», durante la cual se ha disparado el número de incidentes. ¿Qué cree que buscan los saharauis que la secundan?

-Tengo reservas sobre la palabra «intifada», eso es exclusivo del problema palestino. Hablar de intifada es injusto porque eso es la sublevación de toda la población. Ha habido banderas del Polisario, pero ha sido muy limitado.

-¿Se respetan los derechos humanos en ciudades como El Aaiún, Dajla, Esmara o Bojador? ¿Existe la libertad de expresión?

-Existe una total libertad, excepto el recurso a la violencia. En El Aaiún y Esmara, aunque hay violencia y se sacan banderas del Polisario, hay una democracia. En los campamentos (de refugiados) no hay libertad ninguna. Es un gulag estalinista. No hay campamentos en toda la tierra, ni en Darfur, ni en Palestina... como los de Tinduf, donde el Frente Polisario impone un pensamiento y una ideología única, la del separatismo.

-¿Porqué Rabat impide la entrada en el Sahara de delegaciones españolas? ¿No causa esto un problema de imagen a Marruecos?

-Como alcalde de El Aaiún me gustaría ver allí españoles todos los días, pero hay un problema. Las delegaciones han querido venir de una manera hostil a las tesis de Marruecos. Una de nuestras primeras misiones es mejorar la visión de los españoles sobre este problema, por eso el Corcas va a hablar también a los españoles, incluso a los más hostiles, por eso les he enviado las cartas.

 

 El Sitio no es responsable del funcionamiento y del contenido de los enlaces electrónicos externos !
  Copyright © CORCAS 2024